Más de 50 producciones se dan cita en la 23ª edición del Festival de la Presencia Autóctona de Montreal

| 1 agosto, 2013 | 0 Comentarios

Fotograma de Winter in the blood

Fotograma de Winter in the blood

Desde el aire, Johny May asistió a dos hechos trascendentales: la sedentarización de su pueblo y los cambios climáticos que empezaban a transformar el Ártico. En este desafío del primer aviador innuit, encontramos también el punto de conexión con ese ciclo que vincula pasado y presente, que tiende la mano a través de la cultura y el arte y que cada año tiene lugar en el Festival de la Presencia Autóctona de Montreal, que se celebra hasta el día 5 de agosto.

Más de 50 producciones venidas de todo el mundo ponen el interés en una filmografía que se firma de la mano de los pueblos indígenas: Canadá, Estados Unidos, Australia, Polinesia, Chile, Brasil, Argentina, Guatemala, México e incluso España y Alemania tienen un espacio en esta muestra que pone el acento en el documental, identidad por excelencia del festival, y la ficción, género que identifica este año por primera vez la mitad de las cintas que se proyectarán.

Arranca la 23ª edición de un Festival que trata de poner el foco en la identidad misma de los pueblos, con la fragilidad que le caracteriza y con la necesidad de preservar ese vínculo que se establece entre el pasado y el presente y que se manifiesta no sólo en las producciones cinematográficas sino también en un programa que aglutina cine, música, arte, gastronomía, teatro, turismo, en definitiva, un punto de encuentro esencial en el centro de la ciudad de Montreal que invita a la inmersión en los pueblos autóctonos de todo el mundo.

Este año además se dejará sentir aún el eco del movimiento reivindicativo pacífico “iddle no more” que agitaba con fuerza el pasado mes de diciembre redes sociales y medios de comunicación: un llamamiento a dejar atrás la pasividad y la invisibilidad de los pueblos indígenas y a luchar por la cultura, la soberanía y el territorio. Temas que centran gran parte de las cintas que se proyectan en el marco del Festival, un evento en el que se estrenarán a nivel mundial dos largometrajes: la estadounidense “Winter in the blood, y la producción canadiense “Les ailes de Johny May“, así como el documental “Mitchif L’Esprit de riel et dumont“.

La cita arranca con dos documentales canadienses: “Parolas Amérikoises“,  donde literatos y artistas quebequeses y aborígenes, habitantes de una vasta zona cerca del río Romaine establecen el debate en torno a la necesidad de encontrar un espacio común, un lenguaje basado en la identidad “ameriquois”. “L’Enfance Déracinée” por su lado nos presenta a un joven Innu que comparte la memoria y los recuerdos de los tristes tiempos de las escuelas residenciales desde una visión sin experiencia directa con ellos.  En estos 7 días de Festival, la Cinemateca de Quebec (ONF), la Grande Bibliothèque, el Museo McCord así como el Centro Simon – Bolivar y el Legion Hall de la reserva de Kahnawake acogerán las proyecciones que compiten por los premios cinematográficos, entre ellos el Rigoberta Menchú, el Gran Premio Teueikan y el Coup de Coeur de Télé- Québec.

Desde la argentina “la Belleza” que tuvimos la ocasión de ver en el pasado festival de Berlín hasta el largometraje de ficción “Polvo” (una producción firmada por Chile, Guatemala, España y Alemania que lleva cosechando premios en los Festivales en los que se ha presentado) una historia de venganza y justicia en la post-guerra civil de Guatemala, tenemos por delante cine del bueno, historias que conmueven, que emocionan, que hablan de la historia y la existencia agitada de los Primeros Pueblos y que iremos contando desde Cinemastric.

Tags: , , , ,

Category: Galerías, Noticias

Deja un comentario