¿Que nos quedamos sin superhéroes morenos? Tira de rubios (Arrow)

| 7 noviembre, 2012 | 0 Comentarios

Llega en nada a Calle 13, compartiendo noche con Rookie Blue según parece. Hablando de mezclas extrañas. Que terminada la historia juvenil de Superman y como el intento de lanzar a la fama a Aquaman no cuajó -me niego a contar The cape siquiera como amago-, los expertos en tele del más allá han tenido a bien llenar el hueco con otro más. Más mazado, más rubio, más serio y más adulto. Pobre Tom Welling, con su cara de no haber roto un plato; el tipo nuevo no tiene los mismos remilgos a la hora de cargarse a los malos. Claro que era un niño pijo y millonario acostumbrado a hacer lo que quería, no el humilde vástago de un granjero, encima adoptado. Menos mal que Clark todavía puede presumir de ser inmune a las balas sin necesidad de accesorios extra. Y para qué necesitas flechas cuando tienes una mirada que mata. Literalmente hablando.

Arrow, en Calle 13

Arrow, en Calle 13

Odiosas las comparaciones, ya. Pero que nadie dude de mi capacidad para hacer el mal: no me hace falta compararla con la ñoñez de Smallville para despellejarla. Como muestra, tres botones plagaditos de mala baba:

– Uno: estoy casi, casi, casi convencida de que Stephen Amell (el que hace de Oliver Queen, millonario que luce capucha y antifaz en sus ratos libres) es incapaz de conseguir tocar una rodilla con la otra. Pelín excesivo el tema musculitos. Que ya, que es la moda, pero que si Chuache se hubiera ido hoy día a hacer las Américas le hubieran mandado de vuelta a casa por tirillas. Qué bruto el Arrow verde éste.

– Dos: no me entendáis mal. Pobre criatura, el chico es mono. Pero si alguien es capaz de creerse la cara de susto del niño -que ya se afeita- abandonado en medio de la nada a su suerte, que me diga cómo lo hace. A mi que necesita una de las lecciones magistrales de Joey de Friends.

– Tres: oh, qué desgraciado soy y qué dura y complicada es mi vida de millonario y superhéroe. Tengo que dar la espalda a quienes más quiero, que son almas nobles que aunque me porte como un imbécil integral siguen dirigiéndome la palabra, para cumplir con mi deber en el mundo y salvar a la humanidad de los malos. Ya. Mierda de héroes atormentados.

Por cierto, que más vale tarde que nunca: va de un tipo al que llamaremos… Flecha Verde (DC), quien antes de enfundarse el antifaz es heredero de gran fortuna que naufraga junto a su padre y es rescatado años después, único superviviente de la tragedia. Joven de vida alegre y disipada, una temporadita en una isla desierta le ha enseñado que la vida no es tan fácil allí donde las tarjetas de crédito no tienen utilidad. Vuelve convertido el arquero y gimnasta, puntas de flecha con diversos avances técnicos incluidos, para cumplir una misión que su padre le encargó antes de fallecer. Hay ex novia (Katie Cassidy, una Ruby en Sobrenatural), ex suegro (Paul Blackthorne, Triunfadores, Mujeres de Manhattan, Dresden), mejor amigo (Colin Donnell), nuevo padrastro y hermana alocada. Y guardaespaldas (David Ramsey, Dexter). De todo, vamos.

Y que la serie no está mal. Me pongo en lo malo para darle vidilla a eso, pero que es de esas que no exigen atención permanente, si las enganchas te entretienen un rato tonto y no hacen pensar. Mis favoritas.

Tags: , , ,

Category: Blog de Lauretta, Galerías

Deja un comentario